20101207

Malas excusas y buenas noticias.


Os habréis dado cuenta de que últimamente ha bajado el ritmo de publicación de entradas. Supongo que os debo como mínimo una pequeña explicación. Esta pequeña sequía se debe a que desde hace unos meses estoy embarcado en un proyecto bastante absorvente. Todavía no tengo claro si acabará siendo un relato muy largo o una novela muy corta, pero está claro que es lo más ambicioso que he afrontado hasta ahora. Si a eso le sumamos mi pausado ritmo de escritura, mi falta crónica de tiempo y algunos problemas con la estructura de la narración que me han obligado a replantearla varias veces, podréis comprender el por qué del descenso de entradas.

Pero tranquilos, si queréis relatos míos, los tendréis. Precisamente ayer se hizo pública la selección de relatos que formarán parte de la antología Calabazas en el Trastero: Peste. Y es una alegría para mí comunicaros que un relato mío ha sido seleccionado. Aquí os dejo el comunicado de la editorial:

El equipo seleccionador de la Biblioteca Fosca, tras valorar los 158 relatos válidos recibidos para la convocatoria, ha decidido que serán incluidos en la antología Calabazas en el Trastero: Peste los siguientes trece relatos:
Caballito (por Darío Vilas Couselo)
Demeter (por Juan Ángel Laguna Edroso)
El juego de la peste (por Elena Montagud)
El vino de Narbog (por Carmen del Pino [Raelana])
José Hernampérez - Días de Peste (por Santiago Eximeno)
La manzana podrida (por Manuel Osuna Blanco)
La protección de los árboles (por Charly Gang)
PESTE S.A. (por Ignacio Cid Hermoso)
Ring-a-ring-a-roses (por Silvia González García)
Schnabel (por Jesús Cañadas)
Su voluntad, su gloria (por Ricardo Montesinos)
Tiempo subjetivo (por Manuel Mije)
Todo empezó con aquella maldita lavadora (por Silvia Barbeito)
Quisiera agradecer desde aquí a los seleccionadores que hayan considerado a "Su voluntad, su gloria" un relato digno de formar parte del proyecto calabazas en el Trastero, una publicación que, os recuerdo, ganó recientemente el Premio Ignotus 2010 a la mejor revista. También quiero felicitar a los demás seleccionados, con algunos de los cuales ya he coincidido en anteriores antologías.

Y eso es todo. Hasta la próxima entrada, que espero no se demore mucho. Cuidaos.


8 comentarios:

  1. Enorme, Ricardo. Por fin coincidimos en un Calabazas. Duro rival por el Nosferatu...

    ResponderEliminar
  2. Eugeni: Muchas gracias. Precisamente esta semana estoy sacándole brillo a una historia para el III Ovelles.

    Nacho: Si yo soy enorme, ¿qué eres tú entonces? :)
    Es un placer compartir páginas contigo. Y en cuanto al Nosferatu, que decida la audiencia.

    ResponderEliminar
  3. Joé, los proyectos son sal para la vida.
    Y felicidades por la inclusión en la antología de Calabazs.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Ya te felicité por el calabazas, me encanta lo de volver a compartir antología contigo. ¡Pero lo del "proyecto largo" no me lo esperaba! ¡Bien por animarte! :D Si necesitas lectores cuando lo termines ya sabes por donde estoy, que me encantaría leerlo ;)

    ResponderEliminar
  5. Igor y Raelana: Lo del proyecto largo creo que va... sí, para largo. De momento me estoy encontrando más dificultades de las que pensaba, pero me lo estoy tomando como un aprendizaje. Ya veremos que sale de ahí.
    Y gracias por las felicitaciones.

    ResponderEliminar
  6. Joder tio, eres un crack. No sólo te publican el relato sino que ponen el título en letra negrita y de mayor tamaño que los demás.
    Felicitats, again!

    ResponderEliminar
  7. Muchas gracias, señor Olano. Es un placer verle por aquí.
    Respecto a lo del tamaño de título, originalmente era mucho más grande. Lo he reducido un poco para publicarlo aquí. Por pura modestia, ya sabe.

    ResponderEliminar